martes, 18 de febrero de 2014

El amor. Tema mundial.

Por @danischiaffino

Me junté con amigas hace unos días, diferentes días, diferentes amigas, diferentes estilos, diferentes profesiones, pero todas hablábamos el mismo idioma sobre los "hombres". A todas nos pasa exactamente lo mismo, aún no nos cruzamos con ese hombre que complete nuestros ideales. Y a la vez nosotras no hemos cumplido con las expectativas de otro (la culpa no es siempre de ellos, bajémonos un poquito el ego).

Pero ojo, no es un tema país, sino que es un tema mundial... ahora aparecieron las coaching para solteras!!! Qué onda? a qué hemos llegado! ¡¡¿Cuando nos íbamos a imaginar que íbamos a tener que tomar coaching por ser libres?!!… no es un síndrome, es una opción, a veces propia y otras veces obligada.

Es verdad, no es un tema fácil, con los años nos ponemos más exigentes, más detallistas, menos tolerantes y de a poco nos comenzamos a sentir autosuficientes, por lo que el macho alfa no es prioridad en nuestras vidas.

Me ha tocado escuchar a minas que dicen que no necesitan a un hombre, que sin ellos son felices, bla bla bla… Muchas de ellas hablan así por malas experiencias y es su método de autoprotección.

Es verdad, a todas nos ha tocado estar felices y luego tristes, hemos perdido a varios y hemos dejado ir a unos cuantos. Pero insisto, esto es parte de la vida, parte del crecimiento y del conocimiento! No porque con el último no resulto, voy a creer que esa es mi suerte de por vida (Nunca tanta mala cueva pa que me toquen 10 pelotas iguales no?).

Reconozco que me gusta estar en pareja, me considero una fanática de la pierna pelua, me encanta el regaloneo, me fascinan los besos y las dormidas en cucharita, cosa ma' wena. Muchas veces pierdo las esperanzas por unos segundos, pero luego al ver a amigas que se casan y ver cómo les brillas los ojos cuando hablan de su hombre, me emociono y vuelvo a sentir que el amor SI existe!

Sé que el príncipe azul no es real. Que Walt Disney me cagó un poquito, pero por circunstancias de la vida, la última vez que me visualicé vestida de blanco con mi príncipe perfecto fue cuando tenía 14 años… era una niñaaa! Pero así no más, esa fue la última vez, por más que intente verme de “blanco” denuevo no pude, cortocircuito. 

Cuando amigas me empiezan a contar de su matri, el vestido, detalles miles, como que internamente me dan ganas de sentir eso... pero solo me dura un par de minutos… Cuek!

El matrimonio no es un sueño en mi vida, la verdad es que ni siquiera lo tengo entre mi lista de cosas pendientes, por lo que cuando escucho a minas preocupadas porque tienen 30 y van a quedar solas, puta que me siento bien! De todas maneras les digo que estén tranquilas, mientras más ansiedad es peor. 

El matrimonio es casi una utopía del pasado, hoy si te enamoras, no es necesario firmar un papel y hacer una mega fiesta para demostrarle a todos que están enamorados, ese sentimiento se le muestra a la pareja no a todo Facebook. Cuando estoy con alguien me gusta y que siento es importante para mí, único e irremplazable, me importa una raja lo que piense el resto.

Soy como un mono porfiado, he salido con pasteles, huachones, pernos, maduros, pendejines, me han cagado y yo he cagado, pero aunque el mundo esté pensando, hablando, mostrando, ventilando, llorando, sufriendo, escapando por amor, yo simplemente ando... algo bueno se me viene en el futuro, pero bueno bueno!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Quizás también te interese...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...